Resuelve Tu Deuda Por Hasta 50% Menos

Alrededor de 2 de cada 5 personas promedian una deuda de más de $16,000 así que si tu también tienes deudas no te preocupes, no estas solo. Es comprensible que tanta gente se vea atrapada en deudas ya que es muy difícil vivir la vida sin endeudarse. Aunque es cierto que tener deuda es normal, es importante conocer las diferentes opciones disponibles para poder resolver tus deudas. Sigue leyendo el resto de nuestra guía “Resuelve Tu Deuda – 4 Técnicas Para Reducir Deudas Hasta 50%” para entender cuales son tus diferentes opciones para resolver tu deuda por un menor monto y en menos tiempo.

Que Tipo De Deuda Tienes

Una parte muy importante para poder determinar que técnica de reducción de deudas es la adecuada para ti, primero tienes que entender que tipo de deuda tienes. El tipo de deuda que tienes afecta que tan “interesado” está tu acreedor en ayudarte a reducir tus deudas para que le puedes pagar de regreso. Resuelve tu deuda en los 2 tipos de deudas más comunes, deudas con garantía y deudas sin garantía:

A) Deudas Con Garantía: Las deudas con garantía son las que tienen un objeto de valor como colateral/garantía. Por ejemplo, los préstamos hipotecarios o automotrices son deudas con garantía ya que si dejas de pagar tienen como garantía un objeto de valor que puede ser vendido por el acreedor para poder saldar tu deuda.

Este tipo de deudas son más difícil de reducir, ya que este tipo de deudas tienen un objeto de valor como garantía. Si tienes deudas con garantía tus mejores opciones son tratar de refinanciar tu deuda por un interés más bajo aplicando a un préstamo nuevo o tratando de refinanciar tu deuda con tu prestamista actual.

B) Deudas Sin Garantía: Las deudas sin garantía son aquellas deudas que no tienen ningún objeto de valor como colateral/garantía. Por ejemplo, las tarjetas de crédito o préstamos personales son deudas sin garantía ya que si dejas de pagarlas no hay ninguna garantía u objeto de valor atado a la deuda.

Este tipo de deudas son más fácil de reducir ya que tus acreedores están más interesados en que puedas pagar tus deudas ya que si dejas de pagar ellos pierden del todo. Si tienes deudas con garantía hay posibilidad de reducir hasta 50% de tu monto total de deuda. Las mejores opciones de reducción de deuda para deudas sin garantía son: consolidación, negociación, refinanciamiento o bancarrota.

Resuelve Tu Deuda – 4 Técnicas

Al saber que tipo de deudas tienes y entender mejor como el tipo de deuda afecta tus opciones de reducción de deuda es mucho más fácil determinar que técnica de reducción es la adecuada para ti. Resuelve tu deuda con una de estas 4 técnicas y ahorra en intereses para que puedas retomar control de tus finanzas:

  1. Negociación De Deudas: Los programas de negociación de deudas ayudan con las deudas que ya no puedes pagar o has dejado de pagar (retrasado en pagos) a negociar un monto menor de deuda que sea mas accesible para ti. Con una negociación de deudas dejas de pagar parte de tu deuda (Normalmente cerca del 50%) lo cual te ayudará a saldar la deuda más rápido y por un menor monto. La desventaja de esta opción es que baja tu puntaje crediticio ya que técnicamente no estas pagando todo lo que debías. Aunque negociar tu deuda te baje tu puntaje crediticio es mejor que la negocies a que no la pagues porque tus acreedores podrían demandarte y embargar tu sueldo si dejas de pagarles por mucho tiempo.
  2. Consolidación De Deudas: Los programas de consolidación de deudas son buenos para la gente con deudas de tarjetas de crédito y prestamos personales que siguen al día con sus pagos pero tienen intereses muy altos. Estos programas ayudan a consolidar tus diferentes deudas a un interés mas bajo lo cual te ayudaría a pagar menos de tu deuda en intereses y saldar la deuda en menos tiempo. Este tipo de programas es ideal para la gente que le gustaría mantener o mejorar su record crediticio ya que todavía pagas todo el principal de tu deuda, lo único que cambia es que te cobran menos en intereses para que puedas terminar de pagar tu deuda más rápidamente.
  3. Refinanciar Deudas: Refinanciar deudas se refiere al proceso de reducir el interés que estas pagando de financiamiento para poder pagar tu deuda por un menor monto y más rápidamente. Puedes refinanciar tu deuda al pedir un préstamo nuevo pero para poder obtener mejores intereses que los que actualmente tienes tendrías que tener un buen puntaje crediticio. La otra opción para refinanciar tu deuda es hablar con tu acreedor actual y preguntar si es posible reducir el interés que estas pagando ya que la deuda te está ahogando y no quisieras declarar bancarrota.
  4. Bancarrota: Esa debería ser la última opción que consideres. Declararte en bancarrota significa ir a corte con un abogado a comprobar que ya no puedes pagar ninguna de tus deudas para que te las perdonen del todo. Esta opción es conveniente si no te importa que la bancarrota quede en tu reporte crediticio por 10 años y en ese tiempo no podrías volver a sacar prestamos o tarjetas de crédito. Al declararte en bancarrota mucha de tus deudas con garantía serán liquidadas pero depende tu situación mantendrías tu casa y automóvil.

Resuelve Tu Deuda Con SuperDinero

SuperDinero te ofrece información y analysis gratuitos para ayudarte a encontrar la opción adecuada de reducción de deudas para ti. Si necesitas más información y ayuda entendiendo mejor las opciones y como afectaran tus deudas y finanzas en general agenda una consulta gratuita con un agente de SuperDinero. La consulta es gratis y te ayudara a tomar la mejor decision para tus finanzas. Puedes agendar tu consulta gratuita al llenar este formulario o al llamarnos al 1-888-425-2021 🙂

Resuelve Tus Deudas